Segunda oportunidad para Notas en iOS y Mac

Una de las cosas que han caracterizado a iOS hasta ahora es el tradicional aspecto cerrado de las aplicaciones nativas. Eso todavía está presente en Mail, una caja negra que ni siquiera las nuevas extensiones han conseguido abrir.

Sin embargo otras han tenido mas suerte y ahora se presentan como serias alternativas a las apps que antes habían venido a sustituirlas con más funciones e integración.

Quizá el caso más evidente es Notas. Las nuevas extensiones la han dotado de unas funciones de exportación e integración que antes no tenía. Hasta ahora exportar una nota era una tarea complicada o constreñida al odioso corta-pega. Pero de repente nos encontramos con que, gracias a las extensiones de iOS 8, podemos exportar una nota a Evernote o a Things fácilmente.

Eso, unido a la sincronización con iCloud y su aplicacion homónima en Mac, la han convertido en una interesante alternativa a Drafts o Scratch, aunque no diría que estas han sido “sherlockeadas” completamente. En realidad la capacidad de manejo y modificación de texto en estas es mucho más completa, pero precisamente por ello más complicadas de utilizar, salvo que seas un ninja de las acciones de url en iOS.

Pero para lo que yo la necesito, que es poder tener una herramienta con la que crear anotaciones rápidas y exportarlas luego a Evernote o Things, es mas que suficiente. Y además te ahorras tener que adquirir cualquiera de las otras alternativas. Así que, por primera vez en muchos años Notas vuelve a la pantalla principal de mis dispositivos iOS y a ser una de las apps que siempre tengo abiertas en el mac. A todo eso se añade que ahora acepta imágenes y texto con formato.

Microsoft publica OneNote para mac

OneNote, el software de notas desarrollado por Microsoft hace diez años, llega al mac. Ya se puede descargar gratis desde la AppStore. Pero alto, un momento. Antes pregúntate ¿para que necesito OneNote?

¿Necesitas sincronizar tus notas con algún equipo con Windows? ¿Necesitas una app de toma de notas que no funcione con texto plano? ¿Necesitas una app de toma de notas pesada y que se parece mucho a Office? Si la respuesta a todas estas preguntas es sí, entonces adelante, descarga OneNote en tu mac.

En caso contrario puedes seguir usando y disfrutando Evernote.

Simplenote, un Dropbox para notas y textos

Cuando Automattic compró Simplenote me propuse darle una nueva oportunidad como mi gestor de notas principal, sobre todo porque ello conllevó la eliminación de la publicidad en las cuentas gratuitas (y de hecho momentaneamente han suspendido las cuentas premium). El rediseño para iOS también fue una buena excusa para volver sobre ella.

Normalmente la mayoría de los que usan Simplenote la comparan con Evernote, eligiendo una u otra por exclusión, cada una con un workflow radicalmente distinto. Lo mismo pensaba yo, que el uso de una excluía la otra. Pero resulta que no. Ahora uso Evernote como una especie de archivo o repositorio donde voy guardando información que se que tarde o temprano voy a necesitar para escribir un post, para recopilar ideas, para compartir. Simplenote es otra cosa.

Simplenote es una especie de Dropbox para notas y textos. Tiene gestión de versiones, esto es, puedes navegar por las diferentes versiones de una nota y recuperarlas. Es un servicio de sincronización, más que una herramienta en sí misma. No tienes por qué usar necesariamente sus aplicaciones. En el mac es posible utilizar por ejemplo nvALT, y otras similares, lo mismo que en iOS.

Precisamente uno de los problemas en iOS, del que he visto quejarse a muchos, es que no existe un bookmarklet para enviar textos y páginas desde Safari. Eso se soluciona fácilmente usando Drafts como intermediario, ya que Drafts tiene una acción que permite enviar a Simplenote.

Las dos principales razones por las que uso Simplenote son: que tiene autoguardado, es decir, cualquier nota que modifiques se sincroniza inmediatamente con el servidor, nunca vas a perder nada; y que he descubierto que se puede sincronizar con Scrivener, una aplicación para escritores que llevo probando también unos meses para un nuevo proyecto. Me permite insertar en cualquier proyecto de Scrivener notas, información e incluso redactar o modificar textos en movilidad con el iPhone y el iPad.

Otra de las características geniales de Simplenote es la posibilidad de publicar notas en la web para compartirlas. Si necesitas compartir información con alguien puedes publicar la nota, lo que hace que ésta sea accesible a cualquiera que tenga el enlace a través del navegador.

Existen clientes de Simplenote tanto para Mac como para Windows, iOS o Android. Incluso hay servicios que permiten importar y exportar notas en diferentes formatos, como texto plano, CSV, JSON, XML, YAML y formato de Evernote. O que sincronizan Simplenote con Outlook, Firefox y Google Chrome. Todos se pueden encontrar en la página de descargas de Simplenote.

Todavía no está muy claro lo que va a hacer Automattic con Simplenote. Me gustaría que finalmente pudiera tener también integración con el propio WordPress, quizá como herramienta de investigación y conversión de notas en posts por ejemplo.

En definitiva, Simplenote tiene sobre Evernote una clara ventaja, que es la rapidez de sincronización, y la sencillez de todo su planteamiento. Pero también lo que antes comentaba, el erigirse como el Dropbox de los textos, donde creo que lleva bastante ventaja.

Drafts se actualiza añadiendo nuevas acciones

Hace unos días reseñamos Drafts en La Brújula Verde, una de mis aplicaciones iPhone favoritas del momento. Ahora Drafts se actualiza incorporando nuevas acciones para enviar notas a Evernote y Facebook, y una nueva opción para añadir a Omnifocus como nota, en lugar de como acción.

Poco a poco Drafts se va convirtiendo en la navaja suiza de la productividad en el iPhone, una aplicación imprescindible para mi workflow diario.