Pánico: GoDaddy compra Media Temple

Soy usuario de GoDaddy desde hace mucho tiempo, prácticamente desde que adquirí mi primer dominio, labrujulaverde.com. Luego vinieron muchos otros más. Se que muchos odian GoDaddy, debido principalmente a determinadas actitudes de su fundador, a lo horrible que es su web o a algunos métodos poco ortodoxos para intentar venderte todo lo que puedan. Pero lo cierto es que ofrecen un buen servicio. En ningún otro registrador me he encontrado con la posibilidad de tener tanto control sobre mis dominios, ninguno te da tantas opciones a la hora de configurarlos. Por lo menos ninguno que yo haya probado.

Dicho esto, y consciente de que esto no significa que sea fácil aplicar esas configuraciones, ni que sean el mejor registrador seguramente, vamos al tema: GoDaddy acaba de comprar Media Temple.

Media Temple es uno de los hostings con más solera de internet. Muchos blogs muy conocidos, tanto norteamericanos como españoles iniciaron allí su andadura o todavía siguen alojados allí. Cuando DreamHost ofrecía cuentas baratas y todos lo vapuleaban por ser el peor hosting del mundo, veíamos Media Temple como la tierra prometida, un gran hosting con un excelente servicio de soporte y fiabilidad. O por lo menos esa era mi impresión.

En realidad todo era falso. Media Temple se ganó su reputación a base de talonario, mediante posts patrocinados y ofertas de alojamiento gratuito para quienes hablasen bien del servicio. Ahora se que DreamHost no es tan diferente de Media Temple, y si me apuran diría que varias veces mejor.

Tentado por todos los elogios que leía, cierto día sucumbí a la tentación y contraté un plan de alojamiento en Media Temple, uno básico para instalar no WordPress sino un sistema de blogging estático que no consumiese muchos recursos. Al principio me las prometía muy felices. Lo malo fue darme cuenta que una vez instalado el blog, y si que hubiera ninguna visita más que las mías propias, durante los dos primeros días había consumido todos los créditos de uso del servidor que Media Temple me daba. Una locura.

Eso significaba que en cuanto el blog comenzase a tener visitas la factura mensual de Media Temple empezaría a escalar en consecuencia, disparándose irracionalmente. Y no piensen que el plan era barato, era él doble de caro que lo que cuesta DreamHost en todo un año. Resultado, antes de acabar el primer mes cancelé mi cuenta y solicité el reembolso de mi dinero. No estába la cosa para tonterías. Saquen sus propias conclusiones.

Por eso, que GoDaddy haya comprado Media Temple no me parece una catástrofe, como estoy leyendo en muchos medios. Estoy seguro que no habría tanto revuelo si el adquirido hubiera sido DreamHost o algún otro similar. Esta percepción se debe sólo a la falsa impresión que muchos tienen de Media Temple sin haberlo usado nunca, sin haberlo sufrido.

Tampoco digo que las cosas vayan a mejorar con GoDaddy, probablemente todo lo contrario. Lo mejor sería, si estás en Media Temple, que tengas un buen plan de fuga como sugiere Marco Arment. Por ahí hay algunas buenas opciones como DigitalOcean o ya en nuestro país Red Coruña.

Los servidores dedicados de OVH a 3 euros al mes

OVH acaba de lanzar su línea de servidores dedicados más básica, introduciendo en un mercado ya bastante complejo una interesante apuesta. Fijáos que ofrecen 2 Gb de RAM por apenas 2,49 libras al mes, lo que al cambio en euros tampoco se va muy allá. Y estamos hablando de un dedicado, no de hosting compartido o servidores virtuales.

Cierto que la configuración es muy básica (aumentar a 4Gb apenas deja de ser un precio ridículo), pero con los tiempos que corren es una opción a considerar para pequeñas y medianas empresas. Para mi, lo único que me echa atrás de la oferta es que no son servidores administrados, y si no tienes ciertos conocimientos técnicos puede ser un dolor de cabeza constante mantener el servidor arriba todos los días.

Lo bueno, quizá, es que esto obligará al resto de empresas de hosting a ponerse las pilas y ajustar sus precios, después de toda una década inflándolos. Y ahí podemos salir beneficiados.

Usar tu propio lector de feeds gratis desde AppFog

Con el revuelo levantado estos últimos días por el próximo cierre de Google Reader muchos bloguers se han puesto a buscar alternativas. Ya avancé algunas en mi post para La Brújula Verde la semana pasada. También comenté que a partir de ahora usaría exclusivamente Fever como lector de feeds. Hace años que dispongo de dos licencias y ya lo había usado esporádicamente durante varios intervalos de tiempo. Por si todavía no lo conocen, se trata de un lector de feeds instalable en un servidor propio, cuya licencia cuesta 30 dólares y que va ligada al dominio en que quieres usarlo. Para mi, actualmente es la mejor alternativa, mucho mejor que Feedly porque con Fever tienes absolutamente todo el control sobre tus feeds, y es altamente configurable.

El problema, con Fever y con otros lectores que también son auto-instalables en servidor, es que el hosting hay que pagarlo todos los meses. Si ya tenemos un servidor para nuestro blog podemos instalarlo ahí, pero sino hay que buscar alternativas.

Y una de ellas es AppFog, un servicio que permite instalar aplicaciones en la nube incluso con nuestro propio dominio. AppFog tiene un plan gratuito que proporciona 2Gb de memoria y hasta 100Mb de base de datos al mes, ideal para instalar Fever, por ejemplo, sin pagar un euro, y con la ventaja de correr en un servicio PaaS sobre Ruby on Rails.

No sólo eso, AppFog viene con modulos de instalación automática para otras aplicaciones como WordPress o Drupal, que podemos aprovechar.

Nitin Khanna publicó en noviembre pasado un excelente tutorial para instalar Fever en una cuenta gratuita de AppFog. Los pasos son muy sencillos: crear una cuenta; crear una nueva aplicación PHP,;elegir la infraestructura sobre la que quieres que corra, por ejemplo Amazon Europe West; ajustar la cantidad de memoria asignada (hasta 2Gb); crear una base de datos MySQL; y subir los archivos de Fever.

Este último punto puede ser el más complicado, ya que requiere que tengas instalado Ruby en tu mac, y ejecutar comandos en terminal. Pero si estás familiarizado con eso no tendrás mayor problema.

Finalmente puedes asignarle tu propio dominio, simplemente apuntando los DNS hacia AppFog, con la información que ellos mismos te proporcionan. Y ya tendrás tu propio lector de feeds funcionando.

Tutorial: Installing Fever of AppFog por Nitin Khanna →
Sitio oficial: AppFog