Guías de contenidos: cómo te perjudican

En los últimos meses hemos visto como muchos servicios de lectura de noticias han incorporado lo que ellos llaman discovery features, o lo que es lo mismo, funcionalidades de descubrimiento de medios y canales. El caso más evidente son Flipboard y Feedly, este último ganando usuarios a marchas forzadas gracias al anuncio del cierre de Google Reader.

Ambos incluyen una guía de recomendación de blogs por temáticas, en diferentes idiomas. Y si hacemos una comparación rápida enseguida te das cuenta de que recomiendan lo mismo, blogs muy famosos y que se actualizan muchas veces al día, algunos con más de 10 entradas diarias.

Esto de por sí no sería malo sino fuera porque al final lo que termina por producir es una concentración de la información, o más bien de las fuentes de información, que me recuerda mucho a los tiempos pre-blog donde todo el mundo leía los mismos diarios o las webs de noticias que tenían detrás un soporte económico fuerte.

Con ello los pequeños y medianos blogs quedamos fuera del pastel de usuarios, e iremos viendo como nuestra audiencia se va reduciendo progresivamente hasta ser casi anecdótica. Eso unido al daño que Google Panda nos infligió y a la pérdida de lectores por RSS que supondrá el cierre de Reader, terminará por hacer desaparecer un alto porcentaje de blogs. El resto nos quedaremos con las migajas, los lectores fieles y lo que podamos arañar en las redes sociales.

Hace algunas semanas ya hablé acerca del futuro del blog personal, no demasiado brillante, y que Feedly se esté convirtiendo en la alternativa de mayor éxito a Reader no hace más que agravar las cosas. Curiosamente y llegados a este punto hay que reconocer que buscadores como Google Blogsearch, mientras dure, y agregadores como Bitacoras.com son herramientas mucho más fiables y útiles en este momento para descubrir nuevas lecturas.

Sobre esto también es interesante echar un vistazo al post de Brett Lindenberg The End of the Solo Blog? What to do about it, en el cual considera que aun no está todo perdido. Pero advierte que rentabilizar un blog personal ya sólo será posible si se cuenta con un equipo que te ayude. Y ofrece algunos consejos sobre como enfrentarse a la tarea de reconversión.

Ojo, que no estoy criticando los servicios y herramientas per se, sólo lo que ellos llaman guías de contenidos, y que por ejemplo en Flipboard son bastante surrealistas en algunos casos. En Feedly la selección se realiza por tags y número de suscriptores, pero con todo se parece bastante a la de Flipboard. Y como de mano sólo aparecen el mismo puñado de blogs más leídos, tienes pocas oportunidades de salir ahí.

¿Qué podemos hacer para competir con eso? En mi opinión aquí vuelve a surgir una idea vieja que ya tuvimos hace tiempo algunos bloguers cuando creamos Minoic. En aquel momento no teníamos muy claro para que servía aquello. Pero quizá sería ahora el momento de retomarlo, aprendiendo de otros como Read&Trust que desde hace tiempo marcan un camino parecido. Sino estaremos cada vez más solos.

Comments are closed.