Lawrence Durrell en internet y en la blogosfera

Este post se publicó originalmente el 16 de enero de 2008 en uno de tantos blogs en los que yo escribía por entonces. Lo había olvidado completamente, pero revisando emails antiguos me encontré con un comentario dejado por Juliana Boersner en aquel post que, como todos los demás del blog, habían sido pasto de la hoguera en algún momento de finales de ese mismo año 2008. Tengo que decir que no recordaba que estuviera ahí, o de lo contrario lo hubiera salvado entonces. Pero gracias a Wayback Machine he podido rescatarlo. Y para que no se vuelva a perder lo publico ahora, incluyendo el cariñoso y emotivo comentario de mi amiga Juliana, sin cambiar ni una coma.

Lawrence Durrell en internet y en la blogosfera

Cuando tenía 22 años cayó en mis manos un ejemplar de El Cuarteto de Alejandría de Lawrence Durrell. Comencé a leerlo con cierta cautela, principalmente frente a la extensión de la obra en sí. El primero de los cuatro libros, Justine, me dejó noqueado. No sólo por su exquisito lenguaje, magníficas descripciones y la presencia fascinante y exótica de la ciudad de Alejandría, verdadera protagonista de la tetralogía, sino porque Durrell contaba las cosas de una manera que jamás antes había visto. Si tuviera que hacer una comparación musical se me ocurriría que es algo así como una mezcla de Belle & Sebastian con Low o de Mark Olson con la Velvet Underground.

En estas novelas investiga el amor en todas sus formas, y pasajes de gran belleza se mezclan con estudios sobre la corrupción y con una compleja investigación sensual

Luego devoré con avidez los siguientes tres libros: Balthazar, Mountolive y Clea, conformando las cuatro visiones de la misma historia, cada una con su particular punto de vista, cada una aportando algo nuevo al edificio de este mosaico monumental. Me enamoré de los personajes y de sus vivencias, de los lugares en los que vivieron y del mar que los une. Leer El Cuarteto de Alejandría es como contemplar el mar Mediterráneo en un atardecer en calma, como sobrevolar las costas de Grecia en un día claro y limpio, como descender al infierno y descubrir que al regresar lo echas de menos. Toda una experiencia que cambió mi modo de ver la vida.

A partir de ahí recorrí toda su obra, desde las novelas, la poesía, hasta sus interesantes y atípicos libros de viajes, especialmente Las Islas Griegas y Limones Amargos.

Así que hoy, dieciseis años después, me he puesto a buscar cosas sobre Lawrence Durrell en internet y también en la blogosfera. He aquí lo que he encontrado.

En internet

  • International Lawrence Durrell Society. El punto de partida indispensable para todo estudioso que quiera acercarse a su obra. Además publica podcasts.
  • Asociación Lawrence Durrell en Languedoc. Durrell vivió los últimos años de su vida en la Provenza, donde dejó una impronta permanente. La asociación trata de mantener vivo su legado y promover la difusión de su obra. Tienen una interesante filmografía sobre Durrell.
  • Biblioteca Lawrence Durrell. Situada en la Universidad París X de Nanterre. Alberga los materiales y manuscritos dejados por el autor a su muerte en su casa de Sommieres.
  • Durrell School of Corfu. Institución docente que lleva el nombre de los hermanos Durrell, Lawrence y Gerald, quienes vivieron con su familia una temporada en la isla antes de la Segunda Guerra Mundial.
  • Lawrence Durrell: Text, Hypertext, Intertext. Recopilación de algunos ensayos sobre su obra y sus conexiones Gnosticas. También una entrevista en mp3 que le hizo Lyn Goldman en la Pennsylvania State University.
  • The Lawrence Durrell Archive. Sitio que trata de recopilar todos los documentos sobre su vida y obra. Contiene reseñas de todas sus obras importantes.
  • The Lawrence Durrel Collection en la Biblioteca Británica. Colección de libros y publicaciones periódicas de y sobre Durrell, donadas por Alan G. Thomas.
  • Justine (1969). Ficha en IMDB de la adaptación cinematográfica de Justine que rodó George Cukor en 1969
  • Lawrence Durrell (1999). Ficha de un documental sobre Lawrence filmado en 1999, del que no hemos hallado más noticias.
  • El cuarteto de Alejandría, en El café de las ciudades.

En la blogosfera

También pueden consultar los libros de Durrell que hay en Google Books.

Y lo que pensaba su hermano Gerald sobre su obra.

Comentarios

Juliana Boersner: “Si viviera en España te diría algo asi como que: “me has matado” con tus referencias literarias de hoy. El Cuarteto de Alejandría es una de las obras maestras del siglo XX para mi. Podrán muchos pensar lo contrario, pero es tal cual como lo dices, no podría describirlo mejor.

Gracias por esta delicia, y por la de Miller. Voy por Anais.

Saludos!”